¿Olvidates tu contraseña?

Colin McRae Games – El arte de conducir Parte VI

2012-06-15
No hay comentarios

Colin McRae Rally 2005 -atrapados en el pasado-

Tempranera fue la 5ª edición CMR para PC saliendo solo unos meses después que la pasada. No sucedió lo mismo para las consolas de sobremesa Xbox y PS2 que tuvieron que esperar hasta mediados de octubre de 2005. La versión de PSP se puso a la venta un mes antes, el 1 de Septiembre.
Que decir sobre este juego que no sepáis. Por cambiar no cambiaron ni la carátula. El juego es prácticamente el mismo con una banda sonora diferente en los menús y algunos coches nuevos a escoger. Cuatro pinceladas y “voilà”, tenemos juego nuevo… estaba bromeando amigos, pero dicen que cuando el río suena es que agua lleva.

Muchos usuarios seguidores de la saga, entre los que me incluyo, fuimos desencantándonos poco a poco con los últimos estrenos que nos servía Codemasters. Ansiosos de nuevas aventuras, no era válido el conformismo y pedíamos a gritos un salto de calidad con respecto a los anteriores. ¿Existe ese salto? Gráficamente no, los avances son escasos.

El estilo en los menús continúa siendo el mismo por mucho que siga pareciendo arcaico, aunque criticable o no, es la línea que había llevado siempre Codemasters en este aspecto, sencillos, sin complicaciones. Pero eso es lo de menos, los menús podrían dejar de existir si en lugar de ello el juego en si mejorase notablemente. A la hora de moverse podemos contemplar con gran placer la similitud de los coches de rallye con los reales ya que continúan siendo fieles copias. Los efectos de las inclemencias del tiempo se muestran con gran notoriedad, como por ejemplo los reflejos del Sol en los cristales. Pero de la misma forma que se añaden nuevos efectos, ¿Por qué no se retocan los detalles que fallan desde hace años? Tropezamos en la misma piedra a la hora de ver caer la intensa lluvia sobre nuestro parabrisas desde el interior del coche. Y el público y los elementos del entorno siguen siendo escasos y de calidad más que dudable, gráficamente es muy similar a la pasada entrega.

Después de esto, toca celebrar los pocos cambios que hubo ese año. El modo online fue todo un acierto, esta vez sí podemos competir contra otros usuarios en tiempo real (hasta 8) por conseguir los mejores tiempos en todas las etapas. Una experiencia de juego que acoge simultáneamente a todos los jugadores mostrándolos como siluetas transparentes que solo podemos ver, jamás se podrá interactuar con ellos. Esto permite hacer la carrera sin riesgo de ser molestado, pero teniendo controlado en todo momento a tu rival.

El otro apartado que remarcamos como gran acierto es el modo Carrera. Aquí nos convertimos en un piloto “joven promesa” que tiene como objetivo llegar a correr el Campeonato del Mundo de Rallyes y vencer al mismísimo Colin McRae. Pero para llegar hasta ahí, el camino a seguir nos llevará por un sinfín de pruebas y tramos que correremos al volante de una gran variedad de coches de distintas disciplinas. Si incluimos el reto final de ganar el Campeonato absoluto tendremos que correr más de 300 pruebas a lo largo de 23 niveles. Un interesante método para alargar la vida del juego.

Por último comentaros que la lista de vehículos con los que podemos contar es numerosa si los desbloqueamos todos. No fallan los coches de siempre más otros nuevos de marcas como Volkswagen, Alfa Romeo o Nissan. Todos clasificados en 8 categorías: 4WD, 2WD, Grupo B, RWD, Super 2WD, Especiales, 4×4 OFFRD y los Clásicos. En total más de 30 coches.

Todo lo que os parezca que hemos pasado por alto a la hora de comentar está disponible de la misma forma en el título de CMR 4. Por cierto, la carátula del estuche si que varió, este año el coche de rally en portada volvió a ser el Subaru Impreza. CMR 5 vuelve a caer en el mayor error de los que era acusado: la repetición. La sensación de estar jugando al mismo juego se exageró todavía más esta vez. Después de dos entregas de calidad mediocre, la última no podía ir a peor. Pero resultó ser que sí. Tocamos fondo señores, se necesita algo más que la inclusión de un modo online y la ampliación de la lista de coches. Más sorpresas, más mejoras a casi todos los niveles, no podemos pretender que la gente se gaste el dinero de año en año por un juego que siempre ofrece lo mismo. Colin McRae Rally se queda estancado aunque ofrezca las posibilidades de siempre para completar una experiencia del Mundial de Rallyes.

Volviendo a la realidad, hay que recordar que aquella temporada de 2005 fue el segundo año consecutivo en que Sèbastien Loeb y Citroën hicieron el doblete. Arrasando sobretodo el piloto tras conseguir 10 victorias. Ese año Colin McRae disputó 2 Rallyes, en Gran Bretaña y Australia a la órdenes de Skoda Motorsport y pilotando un Fabia. Efímera y poco productiva la aparición del escocés.

 

Imagen de perfil de Random Punisher

Random Punisher

9 entradas como autor
Y yo me pregunto si los lectores que se aficionen a consumir sus tiempos de ocio junto al equipo de "Ze[h]n Games", tendrán necesidad también de un castigo dentro de la lectura, como así ya lo reciben día a día en sus trabajos o ámbitos sociales... Random Punisher está dispuesto a ofrecer ese punto sadomasoquista que existe en todos nosotros y que no logra aflorar. Siempre con la certeza que a veces los castigos son inedulibles, y si son bien ajusticiados pueden producir una renta de placer con la que suministrar futuros momentos de escasa diversión. ¡¡I'm to randomize you!!

Etiquetas:

, , , , , , , , ,

Inicio Foros Colin McRae Games – El arte de conducir Parte VI

Viendo 1 publicación (de un total de 1)

Debes estar registrado para responder a este debate.