¿Olvidates tu contraseña?

Overwatch, eventos temporales y su utilidad comercial

2016-10-31
No hay comentarios

overwatch-presentation-blizzcom-articulo-videojuegos-zehngames

Cada vez hay más obras que incorporan características para convertir sus propuestas en experiencias perpetuas, capaces de aguantar el paso tiempo y que los jugadores entienden como videojuegos con los que poder disfrutar casi de forma ilimitada. Generalmente, hablamos de propuestas multijugador de diversos tipos, pero siempre aprovechando internet para ello. Las compañías, gracias a las nuevas tecnologías, son capaces de realizar acciones que antes no podrían llegar ni a imaginarse: incorporar nuevos elementos de forma sencilla a su propia obra, cobrando dinero adicional a sus usuarios por ellos o no.

Ahí es donde podríamos entrar en la política de actualizaciones, expansiones o DLC. Actualmente, casi todos los videojuegos que llegan al mercado necesitan internet para incorporar parches o contenidos adicionales, que sus creadores realizan después de que su título haya comenzado su proceso de distribución en las tiendas físicas o digitales, e incluso en fases mucho más adelantadas. Ya forma parte de la industria y ningún usuario observa con extrañeza este tipo de prácticas, que ya son habituales, como el de instalar una actualización de un peso considerable la primera vez que intentamos acceder a una obra.
Pero no solo se está aprovechando internet y las nuevas capacidades tecnológicas para pulir detalles fuera del plazo de desarrollo base, o para incluir contenidos de pago adicionales que también conforman un interesante mercado, sino también para aprovechar los acontecimientos que se producen en el mundo real, en nuestras propias vidas. Con un título perpetuo, en el que un estudio de desarrollo trabaja sin descanso durante mucho tiempo, más allá del desarrollo base, se puede jugar de muy diversas formas. Por ejemplo, lo acabamos de vivir con una festividad que ya se ha convertido en internacional, Halloween, con una infinidad de videojuegos que han incluido elementos que pasaremos a denominar como eventos temporales.

Estos eventos temporales aprovechan estas nuevas arquitecturas de los videojuegos actuales, sobre todo si hablamos de propuestas imperecederas o con capacidad multijugador online. Overwatch (Blizzard, 2016), es uno de los mejores ejemplos a la hora de entender los múltiples beneficios que pueden obtener las empresas y también los propios jugadores con la realización de estos eventos temporales, y por ello lo trataremos en profundidad a continuación. Pero ha habido muchos más casos que también podemos destacar. Títulos como Grand Theft Auto Online (Rockstar Games, 2013), Destiny (Bungie, 2014) o Gears of War 4 (The Coalition, 2016) también han aprovechado la festividad de Halloween de una forma concreta: incorporando durante unos días limitados (los próximos a la fecha señalada) características especiales en sus juegos, que solo están incluidos durante esas fechas. Nuevos modos de juego, variables visuales adaptadas a este nuevo contexto, rebajas, ofertas, elementos tematizados… Es como pasear por nuestra ciudad real durante unas fechas concretas, incluso en este propio Halloween. ¿A que encontramos diferencias en los elementos de decoración de las tiendas o comercios? ¿Verdad que se venden otro tipo de productos por tiempo limitado que solo resultan útiles bajo este contexto temporal?

Lo que ha realizado Blizzard con Overwatch es digno de estudiar a nivel comercial, como hemos dicho anteriormente. La práctica de los eventos temporales ya la llevaron a cabo en los pasados Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, y lo han vuelto a realizar en la pasada festividad de Halloween. La compañía no solo incorpora cambios visuales en algunos de los mapas competitivos del juego, tematizados para la ocasión, sino que explota su sistema de recompensas gracias a esta celebración. Se podría considerar, además, que es un sistema bien realizado porque beneficia a ambas partes, tanto al usuario como al desarrollador, que en última instancia va a conseguir mucho dinero gracias a su realización. ¿Cómo consigue obtener ganancias económicas si se trata de una actualización de contenido gratuita?
Overwatch utiliza un sistema de apertura de cajas para controlar la progresión de los jugadores. Cada vez que un usuario alcanza un nuevo nivel, tiene la posibilidad de abrir una Caja de Botín, que incluye modificadores para los Héroes del juego, entre los que destacan nuevas apariencias visuales, gestos, frases, iconos… Este sistema, como no podía ser de otra manera, también soporta el sistema de micropagos, por lo que aquel usuario que quiera abrir más cajas que las que consigue por su propia progresión, solo debe gastar dinero real. En un evento temporal como Halloween o los Juegos Olímpicos, Blizzard incorpora en Overwatch nuevos elementos de personalización que solo están disponibles durante el tiempo limitado que dura el evento. Es decir, que el juego incorpora nuevas Cajas de Botín que incluyen modificadores visuales a los que los jugadores solo van a tener acceso dentro del límite de una fecha marcada, y que también suelen estar tematizados para la ocasión.

El sistema sigue funcionando igual, es decir, que los jugadores también van a poder tener acceso a estos nuevos modificadores estéticos sin pagar dinero, pero en su naturaleza incita a los usuarios más fieles a gastar. Saber que esos elementos de modificación solo van a estar disponibles para su adquisición por tiempo limitado (una vez pasado el plazo no se pueden conseguir pero sí los podemos poseer para siempre) implica una necesidad, que siempre va a beneficiar a la compañía. Esos jugadores van a volver al título a echar muchas horas y a disfrutar de estos nuevos contenidos, refrescando la experiencia, y probablemente también gasten dinero real para conseguir esos elementos que saben que de otra forma no van a poder conseguir mediante el sistema de progresión “gratuito”.

overwatch-characters-collection-blizzard-videojuegos-zehngames

El modelo económico de Overwatch, en general, es digno de alabar a nivel comercial. Estos eventos temporales solo se adaptan a una forma de proceder que ya sigue el juego en su existencia normal, por lo que los jugadores no sienten que sea una forma de sonsacar su dinero sin más. Obviamente, la compañía sabe de sobra que es un proceso de beneficio económico, pero que en realidad necesitan para que la obra siga subsistiendo durante muchos años, como es el objetivo en este caso concreto. Blizzard aprovecha estos eventos temporales para incluir elementos que resulten atractivos a sus jugadores, con una limitación de tiempo para que algunos de ellos aporten beneficios económicos adicionales además del propio desembolso inicial, de una forma ejemplar para otras compañías o estudios de desarrollo que también deseen incluir elementos temporales en sus títulos perpetuos, con la seguridad de que van a obtener beneficios económicos con su realización.

Inicio Foros Overwatch, eventos temporales y su utilidad comercial

Viendo 1 publicación (de un total de 1)

Debes estar registrado para responder a este debate.